jueves, 9 de diciembre de 2010

Anécdotas en la Oficina de Farmacia

Situaciones entre paciente y farmacéutico:

· El que pidió 'supositorios de nitroglicerina', regresó a su casa con unos menos peligrosos de glicerina.

· Quien fue a buscar 'agua exagerada', se quedó con una más discreta oxigenada.

· El hombre que pidió unos profiteroles, se fue mucho más contento con su caja de profilácticos que si, como reclamaba, le hubieran entregado unos pastelitos rellenos de nata.

· Algunas peticiones son verdaderos jeroglíficos del lenguaje y lo visual: 'Consuelo, dame esa pomada roja y negra... el trono del Cid, que me va tan bien para las piernas', le pidió una clienta a su farmacéutica madrileña de toda la vida, quien enseguida dedujo que se estaba refiriendo a la crema Trombocid, que se distribuye en cajas de color... ¡amarillo y negro!.

· Una mujer murciana que se quejaba al farmacéutico de que su médico casi le había echado de la consulta por pedir 'sexooral', cuando lo que realmente pedía era una receta de Seroxat.

· El caso del suero fisiológico -solicitado como suero morfológico o suero psicológico, entre otros neologismos improvisados.

· Los encargos que las mujeres hacen a sus maridos: 'Necesito anillos de los Nibelungos' cuando, realmente, lo que su mujer le había pedido que comprara eran unos anillos vaginales Nuvaring.

· A veces, las peticiones además de cómicas son imposibles de cumplir. 'He oído en la tele lo del 'tikis mikis' -por el parásito anisakis- del pescado y quiero algo para fumigarlo y podernos comer el pescado fresco'.

· O mejor, 'El viernes pasado -la consulta en la farmacia tenía lugar un martes- tuve relaciones con un chico. ¿Me puedes dar la píldora del día después?'.

· Un marido sorprendido ante el farmacéutico por que el supositorio que su esposa se ha enganchado a una nalga con una tirita no haga efecto.

· El paciente contrariado por el sabor desagradable que tiene un enema, o la mujer que intentó 'ponerle' una pastilla de Nolotil en cápsula a su hija en el oído.

4 comentarios:

  1. creo que podría añadir algunas, reales como la vida misma...

    ResponderEliminar
  2. Y cuando vienen a pedir "panceta" en lugar del Pantecta... Esa es muy buena!

    ResponderEliminar
  3. A mí me vino a consultar una señora muy seria que quería que le explicara que quería decir la doctora con eso de que su marido tenía un virus "irresistible" (en lugar de resistente). La verdad es que me dejó sin respuesta... También es frecuente que cuando pedimos el peso y la talla para hacer los ajustes posológicos, más de uno nos consteste: "de peso 80 kg, y de talla creo que la 46, pero eso pregúntaselo a mi mujer que es la que me compra la ropa"

    ResponderEliminar
  4. Tambien me he encontrado con algunas preguntas "curiosas" por parte del mismo personal sanitario. No hace mucho que nos llamaron por teléfono de una planta diciendo que el paciente tomaba la asociación paroxetina Ratiopharm, que si le podiamos decir que era el ratiopharm. Muchas anécdotas tambien en el hospital...

    ResponderEliminar

Related Posts with Thumbnails
Se ha producido un error en este gadget.