domingo, 18 de septiembre de 2011

Salir escoltado del hospital por la policia

A veces todo se tuerce, pero el sol sigue saliendo
La  semana pasada pasaba un hecho insólito en mi hospital, yo estaba de vacaciones pero me lo contaban el otro día. Un ginecólogo tenía que salir del hospital escoltado por la policía para evitar las agresiones de una familia atormentada por la muerte del bebe que esperaban. De la noticia se ha hecho eco la prensa, con bastante sensacionalismo como suele ocurrir en estos casos. Esto me ha hecho saber que la Tocoginecología, esa especialidad aparentemente tan cándida y atractiva, es una de las que más demandas recibe y cuyo seguro de responsabilidad civil es más caro. No es difícil imaginar que en el resto de casos uno llega con cualquier dolencia al centro sanitario y el desenlace puede ser incierto, pero en Tocología la paciente llega sana y la mayoría de las veces con un ser en su vientre que ha sido sometido a analíticas y ecografías donde todo parece ir bien, por lo que solo es de esperar que todo se resuelva sin más.
Manteniéndome aséptico, hasta que se aclaren los hechos, aunque en base también a las noticias parece que no hubo negligencia, si quiero apuntar lo siguiente:
  • Si, es la mayor putada que le puede pasar a una familia, pero también es la mayor putada que le puede pasar a un profesional sanitario, y que sin duda cambiará su devenir de un modo u otro.
  • Hemos alcanzado tal grado de sensación de seguridad en la actividad sanitaria, evidentemente falsa, que casi nadie piensa que puedan ocurrir errores o muertes inesperadas en situaciones aparentemente sin riesgo.
  • La agresión, ya sea física o verbal, hacia un profesional sanitario no está justificada en ningún caso y no se puede consentir.
  • Todos estos ingredientes que se han vuelto relativamente frecuentes en centros de salud y hospitales solo llevan a incrementar la medicina defensiva y el encarnizamiento terapéutico, grandes males de nuestra sanidad actual.
Dicho esto, solo me queda lamentar lo ocurrido y desearle lo mejor a ambas partes.

1 comentario:

  1. Totalmente de acuerdo, con lo que cuentas. Nunca hay justificacion para la agresion al profesional sanitario.
    La medicina defensiva que todos practicamos en nuestro hospital y que acrecienta enormemente el gasto sanitario, es una consecuencia DIRECTA de estos sucesos.
    herrerillo, twitter

    ResponderEliminar

Related Posts with Thumbnails
Se ha producido un error en este gadget.